100% Seguridad legal

Es esencial que usted como comprador se apoye en expertos locales.

LIVINatSPAIN le ofrece seguridad legal al 100% cuando compra una propiedad. Somos una de las pocas empresas especializadas y certificadas en España. Colaboramos con abogados y notarios, expertos en su campo. Estos mismos están familiarizados con todos los asuntos específicos de los bienes inmuebles en España. Gestionarán todo el proceso de venta de la propiedad. Finalmente, usted puede confiar en nuestra experiencia y en todos nuestros clientes satisfechos, que pueden testificar sobre nuestra extrema precisión durante todo el proceso de compra, esto con el fin de asegurarle garantías legales.

Cuando se compra una propiedad en España, se requiere un número NIE (número de identificación para extranjeros), este es un número de identificación fiscal específico que se requiere para cada transacción en España. LIVINatSPAIN le ayudará a obtener este número NIE y también le asistirá en la apertura de la cuenta bancaria obligatoria.

La cuenta bancaria es necesaria para los diversos pagos iniciales, las transacciones financieras posteriores y la domiciliación de las facturas vinculadas a los bienes adquiridos.

Para reducir al mínimo su administración, puede otorgar a nuestro abogado un mandato legal mediante una escritura notarial. Este mandato da derecho al abogado a la auditoría legal de toda la transacción. Si es necesario, comprueba si todos los impuestos o deudas anteriores han sido pagados en su futuro inmueble. El abogado también puede representarle ante el notario que se encarga de la transferencia de las escrituras de propiedad y de su inscripción en los registros oficiales. El mandato también podría dar al abogado la autoridad para finalizar el proceso de compra en su nombre sin tener que estar físicamente presente con cada formalidad administrativa.

Después de la firma, el inmueble será registrado en el Registro de la Propiedad y usted recibirá su escritura (título de propiedad).

Después de la compra, el abogado también puede organizar todas las asignaciones permanentes necesarias como seguros, alojamiento, agua, electricidad y gastos comunes. Puede asegurarle una representación fiscal, incluyendo el pago del SUMA (impuesto sobre la propiedad) y el RENTA (impuesto sobre la propiedad para no residentes).